Efectos del trastorno de la personalidad en la adaptación y los mecanismos de afrontamiento

Pacientes con trastorno depresivo que habían recibido recientemente tratamiento agudo y ya no cumplían con los criterios diagnósticos y de investigación para el trastorno depresivo mayor fueron sometidos a un estudio. Las puntuaciones totales del trastorno de personalidad se asociaron inversamente con las mediciones de funcionamiento, sociabilidad, y con la presencia de una relación satisfactoria. Los autores sugirieron que este grupo con mal funcionamiento residual posterior al tratamiento para la depresión mayor necesitaba un régimen terapéutico especial.
La intervención en crisis en pacientes deprimidos con trastorno de personalidad revea escasa evolución a los 2 años. Sin embargo, los sujetos con trastorno de personalidad que mostraron mejor correlación de trabajo y aumento de la introspección al finalizar la intervención en crisis presentaron un pronóstico más favorable.
Un estudio realizado en veteranos con problemas psiquiátricos sobre la utilización del hospital también mostró el efecto del trastorno de la personalidad. La utilización de los recursos hospitalarios se relacionaba con el diagnóstico psiquiátrico, el estado matrimonial, y varios factores de la personalidad. También desempeñaban un papel los factores relacionados con una inferioridad social: entre los diagnósticos asociados de manera significativa con aumento de la utilización de los recursos hospitalarios se incluyen rasgos de personalidad pasiva agresiva y trastorno antisocial de la personalidad.
Parece que los mecanismos de afrontamiento, que habitualmente sirven a los pacientes para mantenerse en la comunidad y para recuperarse de las enfermedades, se encuentran muy deteriorados si existen trastornos de la personalidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*