Adolfoneda

Web del Dr. Adolfo de la Peña
Home » Medicamentos » Interferón alfa 2A

Interferón alfa 2A

julio 1st, 2011 Posted in Medicamentos

INTERFERON ALFA 2A
ROFERON A (3 millones, 4,5 millones, 6 millones, y 9 millones UI 6 jeringas.)

ACCION Y MECANISMO :
Antiviral y antineoplásico. El interferón alfa humano natural ejerce su acción antivírica induciendo en las células un estado de resistencia a las infecciones víricas y modulando la rama efectora del sistema inmunitario para neutralizar los virus o eliminar las células infectadas por ellos. Todavía se desconoce el mecanismo básico de la acción antitumoral de este medicamento. No obstante, se han descrito diversas modificaciones en células tumorales humanas tratadas con dicho medicamento: las células HT 29 muestran una reducción importante de ADN, de ARN y de la síntesis proteica. Se ha demostrado que el interferón alfa-2a ejerce una actividad antiproliferativa in vitro frente a diversos tumores humanos, y que inhibe el crecimiento de algunos heteroinjertos tumorales humanos en ratones atímicos. La sensibilidad a interferón alfa-2a de un número limitado de líneas celulares tumorales humanas desarrolladas in vivo se ha ensayado en ratones atímicos inmunodeprimidos. Asimismo, se ha estudiado la actividad antiproliferativa in vivo en el carcinoma mucoide de mama, en el adenocarcinoma de ciego, y en los carcinomas de colon y próstata. El grado de actividad antiproliferativa es variable. A diferencia de otras proteínas humanas, muchos de los efectos del interferón alfa-2a quedan parcial o totalmente suprimidos cuando se ensaya en otras especies animales. Sin embargo, en monos Rhesus previamente tratados con interferón alfa-2a se ha comprobado una actividad significativa contra el virus de la vaccinia.
En hepatitis C crónica, la eficacia terapéutica de interferón alfa-2a en monoterapia y en combinación con ribavirina se ha comparado en un ensayo clínico aleatorizado y doble ciego en pacientes naïve (previamente no tratados) y en pacientes con recidiva de hepatitis C crónica virológica, bioquímica e histológicamente documentada. Se ha demostrado respuesta bioquímica y virológica sostenida así como una mejoría histológica a los 6 meses tras finalizar el tratamiento. En pacientes con recidiva, se observó un incremento estadísticamente significativo de 10 veces (del 4% al 43%; p<0,01) en la respuesta virológica y bioquímica. El perfil favorable de la terapia en combinación se mantuvo asimismo cuando se estratificó la respuesta según el genotipo del VHC o la carga viral basal. Aunque el porcentaje de pacientes con genotipo-1 del VHC que alcanzaron respuesta sostenida fue menor que en la población general (aprox. 30% versus 0% en el brazo con monoterapia) el beneficio relativo de la combinación de ribavirina con interferón alfa-2a es particularmente relevante en este grupo de pacientes. Además de esto, la mejoría histológica favorece la terapia en combinación. En un pequeño estudio realizado en pacientes previamente no tratados (naïve) se obtuvieron resultados favorables que apoyan el empleo de interferón alfa-2a (3 MUI tres veces por semana) con ribavirina.

FARMACOCINETICA :
Las concentraciones séricas de interferón alfa-2a presentan amplias variaciones intraindividuales. En el hombre, la farmacocinética de interferón alfa-2a es lineal entre dosis de 3 a 198 millones de UI. Tras una infusión iv de 36 millones de UI administrada a voluntarios sanos, la semivida de eliminación del interferón alfa-2a fue de 3,7-8,5 h (media: 5,1 h), el volumen de distribución en equilibrio fue de 0,223-0,748 l/kg (media: 0,4 l/kg) y el aclaramiento total fue de 2,14-3,62 ml/min/kg (media: 2,79 ml/min/kg). Tras la administración im de 36 millones de UI, las concentraciones séricas máximas oscilaron entre 1.500 y 2.580 pg/ml (media: 2.020 pg/ml), con un tiempo medio hasta la concentración máxima (Tmax) de 3,8 h. Tras la administración subcutánea de 36 millones de UI, las concentraciones séricas máximas variaron entre 1.250 y 2.320 pg/ml (media: 1.730 pg/ml), con un Tmax medio de 7,3 h.
La fracción aparente absorbida de la dosis tras la inyección im o sc es superior al 80%.
La farmacocinética del interferón alfa-2a tras dosis única im en pacientes con cáncer diseminado y hepatitis B crónica es similar a la observada en voluntarios sanos. Dosis únicas de hasta 198 millones de UI, produjeron un aumento en las concentraciones séricas proporcional a las dosis. En tratamientos crónicos de hasta 28 días no se han comprobado variaciones en la distribución ni en la eliminación del interferón alfa-2a con ninguna de las pautas siguientes: 0,5-36 millones de UI dos veces al día, 1-54 millones de UI una vez al día y 1-136 millones de UI tres veces por semana.
El interferón alfa-2a se elimina principalmente por vía renal. La excreción biliar y el metabolismo hepático se consideran vías secundarias de eliminación.
En algunos pacientes con cáncer diseminado, la administración im de este medicamento, 1 o varias veces al día por espacio de hasta 28 días, produjo concentraciones plasmáticas máximas de dos a cuatro veces mayores que las registradas con dosis únicas. No obstante, la administración repetida no modifica los parámetros de distribución ni de eliminación en las diversas pautas posológicas estudiadas.

INDICACIONES :
- TRICOLEUCEMIA.
- Pacientes con SARCOMA DE KAPOSI asintomático progresivo asociado a SIDA, con un recuento de células CD4 >250/mm3. Los enfermos de SIDA con recuentos de células CD4 <250/mm3, o aquellos con antecedentes de infecciones oportunistas o síntomas constitucionales, no parecen responder al tratamiento con este fármaco y por tanto no deberían ser tratados.
- Fase crónica de la LEUCEMIA MIELOIDE CRONICA con cromosoma Filadelfia positivo. Este fármaco no es un tratamiento alternativo en pacientes con leucemia mieloide crónica que cuenten con un familiar con un HLA-idéntico y que tengan previsto o en los que sea posible el trasplante alogénico de médula ósea en un futuro inmediato. Se ignora aún si este medicamento puede considerarse como tratamiento con potencial curativo en esta indicación.
- LINFOMA CUTANEO DE CELULAS T. El interferón alfa-2a puede ser activo en los pacientes con enfermedad progresiva y que no toleran o no responden a la terapia convencional.
- Pacientes adultos con HEPATITIS B crónica histológicamente probada que presentan marcadores de replicación vírica; es decir, con positividad para el ADN del VHB o el antígeno HBe.
- Pacientes adultos con HEPATITIS C crónica histológicamente probada con anticuerpos anti-VHC o RNA del VHC y niveles séricos elevados de alanina aminotransferasa (ALT), sin descompensación hepática. La eficacia de interferón alfa-2a en el tratamiento de la hepatitis C aumenta al combinarse con ribavirina. Se deberá administrar en monoterapia fundamentalmente en caso de intolerancia o contraindicación a la ribavirina.
- LINFOMA NO HODGKINIANO folicular.
- CANCER DE RIÑON avanzado.
- Pacientes con MELANOMA maligno, estadío II de la escala AJCC (profundidad tumoral de Breslow (1,5 mm, sin nódulos linfáticos afectados, ni diseminación cutánea), libres de enfermedad después de cirugía.

POSOLOGIA :
Adultos:.
* Tricoleucemia: Dosis inicial: 3 millones de UI/día en inyección sc o im, durante 16-24 semanas. Si el paciente no tolera esta pauta, se reducirá la dosis diaria a 1,5 millones de UI y/o se cambiará a 3 veces/semana. Dosis de mantenimiento: 3 millones de UI en inyección sc o im, 3 veces por semana. Si el paciente no tolera esta pauta, se reducirá la dosis a 1,5 millones de UI tres veces por semana.
Duración del tratamiento: El tratamiento debe prolongarse aproximadamente 6 meses antes de que el médico decida si debe continuarlo en los respondedores o suspenderlo en los no respondedores. Se ha administrado interferón alfa-2a por espacio de hasta 20 meses consecutivos. Aún no se ha establecido la duración óptima del tratamiento de la tricoleucemia con interferón alfa-2a.
Nota: Se recomienda la administración sc en los pacientes trombocitopénicos (recuento plaquetario inferior a 50000/mm3) o con riesgo de sufrir hemorragias. La dosis mínima eficaz en el tratamiento de la tricoleucemia no se ha establecido aún.
* Sarcoma de Kaposi asociado al SIDA: Todavía no se ha establecido la dosis óptima. Este medicamento no debe utilizarse con inhibidores de la proteasa. A excepción de zidovudina, no se dispone de datos de seguridad sobre la combinación de interferón alfa-2a con inhibidores de la transcriptasa inversa.
- Dosis inicial: Inyección sc o im en dosis escalonada hasta 18 millones de UI/día por lo menos, a ser posible hasta 36 millones de UI/día, durante un total de 10-12 semanas, a pacientes mayores de 18 años. Se recomienda escalonar la dosis según el esquema siguiente: Días 1-3, 3 millones de UI/día, días 4-6, 9 millones de UI/día, días 7-9, 18 millones de UI/día; y si el paciente la tolera, debe aumentarse hasta 36 millones de UI/día en los días 10-84.
Dosis de mantenimiento: Dosis máxima que tolere el paciente, sin sobrepasar 36 millones de UI, en inyección sc o im, 3 veces por semana. Con 3 millones de UI/día se ha obtenido una tasa de respuesta menor que con la dosis recomendada.
- Duración del tratamiento: Es preciso controlar la evolución de las lesiones para determinar la respuesta al tratamiento. La terapia debe proseguirse durante un mínimo de 10 semanas, preferentemente 12, antes de que el médico decida si debe continuarla en los respondedores o suspenderla en los no respondedores. En general, transcurren unos tres meses hasta las primeras manifestaciones de respuesta al tratamiento. Se ha administrado interferón alfa-2a por espacio de hasta 20 meses consecutivos. Si el paciente responde al tratamiento, éste deberá proseguirse al menos hasta que no haya indicios de tumor. No se ha establecido todavía la duración óptima del tratamiento del sarcoma de Kaposi asociado al SIDA.
Nota: Tras la suspensión del tratamiento reaparecen frecuentemente las lesiones del sarcoma de Kaposi.
* Leucemia mieloide crónica: interferón alfa-2a permite obtener remisiones hematológicas en el 60% de los pacientes con LMC en fase crónica, independientemente del tratamiento anterior. 2/3 de estos pacientes presentan una respuesta hematológica completa, como máximo 18 meses después de iniciada la terapia. A diferencia de la quimioterapia citotóxica, con el interferón alfa-2a se puede obtener una respuesta citogenética sostenida durante más de 40 meses.
- Dosis: Inyección sc o im, por espacio de 8-12 semanas, a pacientes de 18 ó más años. La pauta recomendada es la siguiente: Días 1-3, 3 millones de UI/día; días 4-6, 6 millones de UI/día; días 7-84, 9 millones de UI/día.
Duración del tratamiento: El tratamiento debe tener una duración mínima de 8 semanas, preferentemente 12, antes de que el médico decida si debe continuarlo en los pacientes respondedores o suspenderlo en los que no presenten variaciones de los parámetros hematológicos. A los respondedores se los debe tratar hasta obtener una respuesta hematológica completa o durante un máximo de 18 meses. En todos los pacientes con respuesta hematológica completa debe proseguirse el tratamiento con 9 millones de UI/día (dosis óptima) ó 9 millones de UI tres veces por semana (dosis mínima), a fin de obtener una respuesta citogenética en el más corto espacio de tiempo posible. La duración óptima del tratamiento de la leucemia mieloide crónica con interferón alfa-2a no se ha determinado aún, pero sí se han observado respuestas citogenéticas a los dos años de iniciada la terapia. No se han establecido aún la seguridad terapéutica, la eficacia y la dosis óptima en los niños con LMC.
* Linfoma cutáneo de células T (LCCT): La dosis óptima no ha sido establecida.
- Dosis inicial: Dosis escalonada hasta 18 millones de UI/día en inyección sc o im, durante un total de 12 semanas, a pacientes de 18 ó más años. La pauta recomendada es la siguiente: Días 1-3, 3 millones de UI/día; días 4-6, 9 millones de UI/día; días 7-84, 18 millones de UI/día.
- Dosis de mantenimiento: Dosis máxima que pueda tolerar el paciente, pero sin sobrepasar 18 millones de UI, en inyección sc o im, tres veces por semana.
- Duración del tratamiento: El tratamiento debe tener una duración mínima de 8 semanas, preferentemente 12, antes de que el médico decida si debe continuarlo en los respondedores o suspenderlo en los no respondedores. A los pacientes respondedores se los debe tratar durante un mínimo de 12 meses, a fin de tener las máximas posibilidades de obtener una respuesta completa y mejorar la probabilidad de una respuesta prolongada. Se ha administrado este medicamento por espacio de hasta 40 meses consecutivos. La duración óptima del tratamiento de los LCCT no se ha determinado aún.
Advertencia: En aproximadamente el 40% de los pacientes con LCCT no se han observado respuestas tumorales objetivas. Por lo general, las respuestas parciales se producen en el plazo de 3 meses y las completas en el de 6 meses, pero ocasionalmente puede transcurrir más de un año hasta obtenerse la mejor respuesta.
* Hepatitis B crónica: Todavía no se ha establecido la pauta terapéutica óptima. Normalmente se utilizan dosis de 2,5 a 5,0 millones de UI/m2 de superficie corporal en administración sc tres veces por semana, durante 4-6 meses. La dosis puede ajustarse con arreglo a cómo tolere el paciente la medicación. Si después de 3-4 meses de tratamiento no se aprecia ninguna mejoría, conviene considerar la suspensión del mismo.
- Niños: Niños con hepatitis crónica B han recibido hasta 10 millones de UI/m2 sin efectos secundarios importantes. Sin embargo, no se ha demostrado la eficacia del tratamiento.
* Hepatitis C crónica:.
a) En combinación con ribavirina:.
- Pacientes con recidiva: pacientes con hepatitis C crónica que hayan respondido previamente a la monoterapia con interferón alfa pero que hayan recidivado tras la finalización del tratamiento. La dosis de interferón alfa-2a es de 4,5 MUI 3 veces por semana mediante inyección sc o im, durante un periodo de 6 meses. La ribavirina se administrará a dosis de 500-600 mg/12 h (una en la mañana con el desayuno y otra con la cena).
- Pacientes sin tratamiento previo (naïve): La dosis de interferón alfa-2a es de 3-4,5 MIU tres veces por semana mediante inyección sc o im durante un periodo de al menos 6 meses. El tratamiento debe continuarse durante otros 6 meses adicionales en aquellos pacientes que presenten negatividad frente al RNA del VHC en el 6º mes, que estén infectados con el genotipo I y que tengan alta carga viral antes del tratamiento. La dosis de ribavirina es igual a la indicada en pacientes con recidiva.
- Nota: Se deben tener en cuenta otros factores pronóstico negativos (edad >40 años, varón, fibrosis en puente) con objeto de ampliar el tratamiento a 12 meses. Los pacientes que no alcancen respuesta virológica tras 6 meses de tratamiento (RNA-VHC por debajo del límite de detección) generalmente no presentarán respuesta virológica sostenida (RNA-VHC por debajo del límite de detección a los 6 meses de suspender el tratamiento).
b) interferón alfa-2a en monoterapia monoterapia: fundamentalmente en caso de intolerancia o contraindicación a la ribavirina.
Dosis inicial: Dosis de 3-6 millones de UI mediante inyección sc o im, tres veces por semana, durante seis meses, como tratamiento de inducción, siempre que el paciente lo tolere. En pacientes que no responden después de 3-4 meses de tratamiento debe considerarse la supresión del mismo. Dosis de mantenimiento: Los pacientes que muestren una normalización de los niveles séricos de ALT y/o RNA del VHC indetectable deben continuar con un tratamiento de mantenimiento a base de 3 millones de UI, tres veces por semana, durante seis meses adicionales o más, con objeto de consolidar la respuesta completa. No se ha determinado la duración óptima del tratamiento pero se recomienda el tratamiento al menos durante 12 meses.
- Nota: La mayoría de los pacientes que recidivan tras un tratamiento adecuado, lo hacen en los 4 primeros meses después de suspendida la terapia.
* Linfoma no Hodgkin folicular:
En pacientes con Linfoma No-Hodgkin folicular avanzado (alta carga tumoral), el tratamiento con este medicamento prolonga la supervivencia, libre de enfermedad y libre de progresión, cuando se usa como tratamiento adyuvante a regímenes quimioterápicos tipo CHOP. Sin embargo, no se ha podido establecer aun la eficacia del tratamiento adyuvante con interferón alfa-2a en lo que respecta a la supervivencia general a largo plazo de estos pacientes.
Administrar concomitantemente con un régimen convencional de quimioterapia (como la combinación de ciclofosfamida, prednisona, vincristina y doxorrubicina), siguiendo una pauta de 6 millones de U.I./m2 por vía sc o im, desde el día 22 al 26 de cada ciclo de 28 días.
* Carcinoma avanzado de células renales: El tratamiento con este medicamento en combinación con vinblastina induce una respuesta global de aproximadamente 17-26%, retrasa la progresión de la enfermedad y prolonga la supervivencia global.
- Posología recomendada: Inyección sc o im en dosis de 3 millones de UI tres veces por semana durante la 1ª semana, 9 millones de UI tres veces por semana en la 2ª semana y 18 millones de UI tres veces por semana de la 3ª semana en adelante. De forma concomitante se administrará vinblastina por vía iv siguiendo las indicaciones del fabricante, a dosis de 0,1 mg/kg una vez cada tres semanas. Si la dosis de 18 millones de UI tres veces por semana no es bien tolerada, puede reducirse a 9 millones de UI, tres veces por semana. La duración mínima del tratamiento es de tres meses, hasta un máximo de 12 ó hasta la progresión de la enfermedad. Los pacientes que alcancen una respuesta completa pueden interrumpir el tratamiento tres meses después de establecida la respuesta.
* Melanoma maligno resacado quirúrgicamente: El tratamiento adyuvante con una dosis baja de interferón alfa-2a prolonga el intervalo libre de enfermedad en pacientes sin afectación ganglionar ni metástasis a distancia tras la resección del melanoma (profundidad del tumor > 1,5 mm).
Posología recomendada: dosis de 3 millones de UI, tres veces por semana, por vía sc o im, durante 18 meses, comenzando antes de que transcurran seis semanas a partir de la cirugía. Si se desarrolla intolerancia, la dosis se reducirá a 1,5 millones de UI tres veces por semana.

CONTRAINDICACIONES :
- Hipersensibilidad conocida al interferón alfa-2a recombinante o a cualquier componente del preparado.
- Pacientes con CARDIOPATIA grave o historia de enfermedad cardíaca. Aunque no se ha demostrado ningún efecto cardiotóxico directo, es probable que algunas de las reacciones agudas transitorias como, por ejemplo, fiebre o escalofríos pueden exacerbar una cardiopatía preexistente.
- CONVULSIONES y/o trastornos funcionales del sistema nervioso central no controlados.
- Hepatitis crónica con HEPATOPATIA avanzada; enfermedad hepática descompensada o CIRROSIS HEPATICA.
- Hepatitis crónica en pacientes que están recibiendo tratamiento o han sido tratados recientemente con fármacos inmunosupresores.

PRECAUCIONES :
- INSUFICIENCIA RENAL, INSUFICIENCIA HEPATICA leves o moderadas, es necesaria una estricta vigilancia de estas funciones.Esporádicamente se ha descrito disfunción o insuficiencia hepática grave tras el uso de interferones alfa.
- REACCION AUTOINMUNE: En raras ocasiones se ha atribuido al interferón-alfa la exacerbación de enfermedad autoinmune subyacente en pacientes con hepatitis. Por ello, se recomienda precaución cuando se trate a pacientes con antecedentes de enfermedad autoinmune. En caso de producirse un deterioro de la función hepática en estos pacientes se deberá considerar la determinación de anticuerpos autoinmunes. Si es necesario, se suspenderá el tratamiento.
Se ha descrito la aparición de diversos autoanticuerpos durante el tratamiento con interferones alfa. Las manifestaciones clínicas de enfermedad autoinmune durante el tratamiento con interferón son más frecuentes en los pacientes con predisposición a los trastornos autoinmunitarios. Ocasionalmente, se han observado fenómenos autoinmunes tales como vasculitis, artritis, anemia hemolítica, disfunción tiroidea y síndrome de lupus eritematoso. En pacientes con enfermedad autoinmune, subyacente o documentada, se recomienda la monitorización de los síntomas relacionados con este trastorno así como la determinación de autoanticuerpos y niveles de TSH.
- TENDENCIAS SUICIDAS: Se recomienda realizar periódicamente un detallado examen neuropsiquiátrico de todos los pacientes. En muy raras ocasiones se ha observado un comportamiento suicida en pacientes tratados con este medicamento. El tratamiento será interrumpido en pacientes que muestren este tipo de comportamiento.
- DEPRESION MEDULAR: Este fármaco inhibe la actividad de la médula ósea, provocando una reducción del número de leucocitos, especialmente granulocitos, del recuento plaquetario y, con menor frecuencia, de la concentración de hemoglobina, lo cual puede elevar el riesgo de hemorragia o infección. Es importante vigilar estrechamente estos efectos en los pacientes y realizar, a intervalos regulares, hemogramas completos antes y durante el tratamiento.
- TRASPLANTE: En los pacientes trasplantados (p. ej.: trasplante de riñón o de médula ósea), la acción inmunoestimulante de los interferones puede reducir la eficacia de la inmunosupresión terapéutica.
- PSORIASIS: el interferones alfa se ha asociado en contadas ocasiones con exacerbación o aparición de psoriasis.
- DIABETES: Excepcionalmente se ha observado hiperglucemia. Puede ser necesario un ajuste del régimen antidiabético en aquellos pacientes con diabetes mellitus.
- No se ha demostrado la eficacia en pacientes con hepatitis crónica B o C sometidos a hemodiálisis o que padecen hemofilia o infección por el virus de la inmunodeficiencia humana.

CONSIDERACIONES ESPECIALES:
>> Puede agravar o causar enfermedades autoinmunes fatales, síntomas neuropsiquiátricos, incluyendo depresión y/o ideaciones suicidas, isquemia e infecciones. Si los síntomas persisten o empeoran o se aprecia ideación suicida, se recomienda interrumpir el tratamiento.
* Se han observado efectos graves en el SNC, como depresión, ideación suicida, intento de suicidio, comportamiento agresivo (a veces dirigido a otras personas como ideación homicida), confusión y alteraciones del estado mental sobre todo durante los seis primeros meses.
* Se ha comunicado el desarrollo de auto-anticuerpos y trastornos autoinmunes, así mismo infecciones graves (bacterianas, víricas, fúngicas) durante el tratamiento con interferones.
* Antes de iniciar la terapia se debe informar a los pacientes sobre el posible desarrollo de trastornos psiquiátricos y la necesidad de informar inmediatamente de cualquier signo o síntoma de éstos.

INTERACCIONES :
- Anticoagulantes: hay algún estudio en el que se ha registrado aumento de los niveles plasmáticos de anticoagulante y prolongación del tiempo de protrombina, con posible potenciación de su efecto, por inhibición de su metabolismo hepático.
- Teofilina: hay algún estudio en el que se ha registrado aumento de los niveles plasmáticos de teofilina, con riesgo de potenciación de su toxicidad, por posible inhibición de su metabolismo hepático.
- Zidovudina: hay algún estudio en el que se ha registrado incremento de los niveles plasmáticos de zidovudina, con riesgo de potenciación de sus efectos adversos, por posible inhibición de su metabolismo hepático.
- Depresores del SNC: El interferón puede aumentar los efectos depresores. Se aconseja vigilancia clínica.
- Los interferones pueden potenciar los efectos neurotóxicos, hematotóxicos o cardiotóxicos de otros medicamentos administrados previa o simultáneamente.
- Fármacos depresores de la médula ósea, radioterapia: Posible incremento de los efectos depresores sobre la médula ósea. Puede ser necesaria una reducción de la dosis.

SITUACIONES ESPECIALES:

EMBARAZO :
Categoría C de la FDA. Los estudios sobre monos rhesus, utilizando dosis 20-500 veces superiores a las terapéuticas humanas y administrando el medicamento durante el principio hasta la mitad de la gestación, han registrado actividad abortiva. No hay estudios adecuados y bien controlados en mujeres embarazadas. El uso de este medicamento sólo se acepta en caso de ausencia de alternativas terapéuticas más seguras. Se recomienda a las mujeres en edad fértil la utilización de método anticonceptivo adecuado.

LACTANCIA :
Se ignora si el interferón alfa-2A es excretado con la leche materna, no obstante, los interferones murínicos sí se excretan con leche de rata. A causa de la posibilidad de graves efectos adversos en los lactantes, se recomienda suspender la lactancia materna o evitar la administración de este medicamento.

NIÑOS :
La seguridad y eficacia del uso de interferón alfa-2A en niños no han sido establecidas. El interferón alfa se ha usado en casos aislados de niños con leucemia mieloide crónica PH positiva (2,5-5 millones de u/m2/día) y PH negativa (30 millones de u/m2/día) sin observarse efectos adversos específicos en los primeros y registrándose varias reacciones adversas (incluyendo muerte) en los segundos. También se ha usado en otras enfermedades (p. ej, papiloma laríngeo recurrente), hepatitis b crónica sin efectos secundarios importantes (10 millones (ui/m2). Se desconoce si los niños tienen riesgo incrementado de toxicidad. Se advierte en algunos casos de la posibilidad de algunas alteraciones hormonales y anomalías menstruales durante la terapia en adolescentes. En general los efectos adversos observados en adolescentes y niños parecen ser dosis dependientes, reversibles y similares a los de adultos, aunque hay mayor probabilidad de alopecia o debilidad capilar. También se ha sugerido que el interferón alfa no altera substancialmente el crecimiento lineal o la ganancia de peso en niños. Uso no recomendado debido a la limitada experiencia clínica.

ANCIANOS :
La seguridad y eficacia del uso de interferón alfa en pacientes geriátricos no han sido específicamente estudiadas. Los ancianos, especialmente los tratados con dosis relativamente altas, parecen tener riesgo incrementado de efectos adversos sobre el SNC, que pueden ser severos en estos pacientes (coma). Además, también pueden presentar un riesgo incrementado de ciertos efectos adversos cardiovasculares (hipotensión, arritmias cardiacas). Considerar reducción en la dosis y/o introducción de medidas de soporte adecuadas. Se recomienda estrecha vigilancia clínica.

REACCIONES ADVERSAS :
Los efectos adversos de interferon alfa-2a son, en general, frecuentes y moderadamente importantes. Las reacciones adversas son dosis dependientes. El 100% de los pacientes experimenta algún tipo de efecto adverso. El 3-11% de los pacientes tratados con este medicamento se ven obligados a suspender el tratamiento. Las reacciones adversas más comunes son un cuadro con síntomas gripales (98%): fiebre (40-98%) de 38-40ºC en las 6 horas después de la administración; cefalea (20-70%), fatiga (50-95%), mialgia (30-75%), artralgia (5-24%), escalofríos (40-65%), taquicardia, anorexia, sequedad de boca y disgeusia.
Descripción e incidencia de reacciones adversas, por grupos anatómicos:
- Digestivas: Frecuentemente: ANOREXIA (19-65%), NAUSEAS (17-50%), VOMITOS (6-50%), DIARREA (20-45%), TRASTORNOS DEL GUSTO (13-25%), DOLOR ABDOMINAL (5-20%), SEQUEDAD DE BOCA (28%), GINGIVITIS (14%). Ocasionalmente: ESTOMATITIS (6%), ESTREÑIMIENTO y FLATULENCIA (3%).
- Hepatobiliares: Muy frecuentemente: INCREMENTO DE LOS VALORES DE TRANSAMINASAS (10-50% y hasta el 80% con dosis altas). Frecuentemente (10-25%): INCREMENTO DE LOS VALORES DE LACTATO DESHIDROGENASA, INCREMENTO DE LOS VALORES DE FOSFATASA ALCALINA, HIPERBILIRRUBINEMIA. Se han descrito también casos de descompensación e INSUFICIENCIA HEPATICA grave (Child-Pugh > 6), en ocasiones fatal, en pacientes coinfectados con VIH y virus de hepatitis C, tratados con abacavir/lamivudina e interferón alfa.
- Cardiovasculares: Ocasionalmente: EDEMA (9%), edema facial (9%), HIPOTENSION (9%), SOFOCOS (5%), DOLOR PRECORDIAL anginoso (5%). Raramente (<1%): HIPOTENSION ORTOSTATICA, BRADICARDIA, INSUFICIENCIA CARDIACA, SINCOPE.
- Neurológicas: Muy frecuentemente: CEFALEA (10-50%), MAREO (9-40%), PARESTESIA circumoral y/o periférica (21%). Raramente (<1%): ENCEFALOPATIA, ISQUEMIA CEREBRAL transitoria.
- Psicológicas/Psiquiátricas: Muy frecuentemente: ASTENIA (95%), MALESTAR GENERAL (20-70%), DEPRESION (28%). Frecuentemente: AMNESIA (14%), CONFUSION (12%). Ocasionalmente (1-9%): SOMNOLENCIA, INSOMNIO, ANSIEDAD. Raramente (<1%): PSICOSIS, TENDENCIAS SUICIDAS, PARANOIA.
- Genitourinarias: Frecuentemente: PROTEINURIA (15-20%), INCREMENTO DE LOS VALORES DE CREATININA SERICA (10%), INCREMENTO DE LOS VALORES DE NITROGENO UREICO en sangre (10%). Raramente (<1%): INSUFICIENCIA RENAL AGUDA y SINDROME NEFROTICO acompañado de NEFRITIS INTERSTICIAL. Ocasionalmente (1-9%): IMPOTENCIA SEXUAL y REDUCCION DE LA LIBIDO (6%).
- Respiratorias: Muy frecuentemente: DISNEA, TOS y sequedad de la orofaringe (34%). Raramente (<1%): infiltrado pulmonar, pneumonitis, TAQUIPNEA.
- Alérgicas/Dermatológicas: Frecuentemente: ERUPCIONES EXANTEMATICAS y ALOPECIA pasajera (25%), DOLOR EN EL PUNTO DE INYECCION (12-20%). Ocasionalmente: SEQUEDAD DE PIEL y DERMATITIS (8-13%), EXCESO DE SUDORACION (2-8%).
- Osteomusculares: Muy frecuentemente: MIALGIA (70%) y DOLOR OSTEOMUSCULAR (24%) a menudo asociados con GRIPALES, SINTOMAS. Frecuentemente: DOLOR OSEO (20%). Ocasionalmente: CALAMBRES MUSCULARES (5%), LUMBALGIA (1-4%).
- Endocrinas: Ocasionalmente (1-9%): HIPOTIROIDISMO o HIPERTIROIDISMO, HIPERPROLACTINEMIA, GINECOMASTIA (<5%). Raramente (<1%): VIRILIZACION.
- Metabólicas: Raramente (<1%): HIPERTRIGLICERIDEMIA; HIPONATREMIA probablemente secundaria a un síndrome de secreción inapropiada de hormona antidiurética.
- Oculares: Ocasionalmente: VISION BORROSA (7%). Raramente (<1%): CONJUNTIVITIS, FOTOFOBIA.
- Otorrinolaringológicas: Ocasionalmente: CONGESTION NASAL, RINITIS y RINORREA (2-10%); OTOTOXICIDAD, SORDERA (5%), OTALGIA y TINNITUS (1%), EPISTAXIS (1%).
- Sanguíneas: Muy frecuentemente: LEUCOPENIA (principalmente NEUTROPENIA) que puede aparecer a las pocas horas de la administración (3-69%); ANEMIA (5-69%) que se recupera en pocas semanas o meses; TROMBOPENIA (3-42%); hemoglobina disminuida (65%) con tratamientos prolongados.
El tratamiento debe ser suspendido inmediatamente en el caso de que el paciente experimente signos de infiltrado pulmonar o algún episodio de leucopenia y/o trombocitopenia, después de haberlo notificado al médico; los efectos hematológicos se recuperaran rápidamente al cabo de unos días.

4 Responses to “Interferón alfa 2A”

  1. como se puede conseguir ese medicamento?. INTERFERON ALFA2a .En Perú no se consigue . y en Argentina no se donde.
    S i pueden orientarme se los agradecería.

  2. Hola Mª Elisa,
    Lo tenemos en España. Le doy el tf de una farmacia: Tf 34 981340153, pero se requiere receta médica

  3. hola buenas noches ami papa le diagnosticaron cancer y necesita interferon alfa 2b de 9 millones espero qe me digan donde y a cuanto lo puedo comsegir yo soy de peru no se a como se prodria comsegir espero sus respuestas gracias

  4. Buenos días, Julio César,
    La Asociación de Farmacias de México le podrá informar de donde conseguir el producto. Sus señas son http://www.anafarmex.com.mx/ Tel. (55) 5553-4647
    Saludos cordiales
    Dr. Adolfo de la Peña

Leave a Reply

*